La Secretaría de Educación Pública, a través de la Autoridad Educativa Federal en la Ciudad de México, emitió una serie de medidas preventivas para evitar enfermedades respiratorias agudas en las escuelas de educación básica, públicas y particulares, en las delegaciones en las que se mantendrán los servicios educativos, como permitir el acceso a los salones de clases en cuanto arriben al plantel los alumnos y alumnas; permitir el uso de abrigos y chamarras sin importar que no sean parte del uniforme escolar, así como de guantes y bufandas.

Asimismo, recomendó no realizar actividades al aire libre; evitar corrientes de aire en los salones de clase, e identificar a alumnos enfermos o con síntomas de resfrío, para canalizarlos a los servicios médicos.

En el oficio firmado por la Autoridad Educativa Federal, Luis Ignacio Sánchez Gómez, se plantean también recomendaciones generales como mantenerse abrigados; evitar cambios bruscos de temperatura, y consumir abundantes líquidos, además de frutas y verduras ricas en vitamina A y C, como zanahoria, papaya, guayaba, naranja, mandarina, lima, limón y piña, así como leguminosas como frijol, lentejas y habas.

Además, se plantea que debe evitarse la entrada de aire frio a las vías respiratorias cubriendo la nariz y boca, así como evitar toser y estornudar sin cubrir esas partes del cuerpo.

Se recomienda no asistir a lugares concurridos; evitar que los niños se expongan al humo de cigarrillos, y acudir al médico si se presenta fiebre, respiración rápida, dificultad para respirar y si los labios se oscurecen.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *